Acerca de Brasilia

 

Brasilia Bajo la Señal de la Cruz

“Dos ejes que se cruzan en ángulo recto, o sea, la propia señal de la Cruz”
(Lúcio Costa)

 

Cruz ermida de Dom Bosco.

Señales indelebles de espiritualidad, marcan  la geografía y la historia de la capital de Brasil.
A principios de febrero de 1955, el Mariscal José Pessoa Cavalcanti de Albuquerque, presidente de la Comisión de Localización de la Nueva Capital, en compañía del Mariscal Mário Travassos y del Doctor Ernesto Silva visitaron  el  Altiplano Central. En abril del mismo año la Comisión pidió al gobernador de Goiás, José (Juca) Ludovico,  levantar una Cruz en el punto más alto de la región, siendo ésta una de tres medidas urgentes solicitadas.
Gracias a las gestiones del ingeniero  responsable por la obra, Bernardo Sayão, vice-gobernador de Goiás, la  bella Cruz fue ahí plantada. Se pensó en una Misa, que sería celebrada en ese lugar el 9 de Julio de 1955, por el Cardenal Jaime de Barros Câmara, Arzobispo de Rio de Janeiro, con la presencia del Presidente Café Filho. Sin embargo, dicha misa sólo fue celebrada por el Padre salesiano Cleto Caliman en febrero de 1956, a pedido del entusiasta Bernardo Sayão.
El 15 de Junio de 1956, a las 9:30h. aterrizó en un pequeño avión y en una pista improvisada, Bernardo Sayão. Rápidamente la pista fue transformada en campo de aterrizaje y escribieron  en la tierra,utilizando  cal, con  letras grandes de casi cinco metros el nombre Vera Cruz,
El 2 de octubre de 1956, en su primer viaje a Brasília, el Presidente Juscelino Kubistchek  desembarcó  en esa pista, donde después se localizó la Estación terminal de ómnibus y  trenes. Él, su comitiva y los anfitriones, entre ellos el gobernador de Goiás, Juca Ludovico, y Bernardo Sayão, ya en esa circunstancia director ejecutivo de la Nueva Capital, se dirigieron hacia el punto más alto para visitar la Gran Cruz.
Esta Cruz, de singular belleza,  fue levantada sobre la  ermita de Don Bosco, proyectada por el arquitecto Oscar Niemeyer a pedido de Istrael Pinheiro. La ermita fue la primera obra de albañilería diseñada en forma de pirámide triangular. Fue concluida el 31 de diciembre de 1956.
Anualmente muchos devotos visitan este lugar en procesión terrestre o náutica, el domingo más próximo al 30 de Agosto, ya que en esa fecha aconteció el famoso sueño de Don Bosco, visionario del surgimiento de uma tierra prometida entre los paralelos de 15º y 20º de  latitud sur.
El gran urbanista Lucio Costa fue el ganador en 1957 del concurso del “Plano Piloto” y  referiéndose a éste afirma que la solución  nació del gesto primario de quien marca un lugar o se apodera de él: dos ejes cruzándose en ángulo recto, o sea la propia señal de la Cruz.
Junto a la Gran Cruz, en un lugar situado entre el Memorial Juscelino Kubitscheck-denominado “Memorial JK” y la Catedral Militar, a 1.173 metros de altitud, el Cardenal Carmelo Motta celebró la primera misa programada oficialmente, el 3 de mayo de 1957, que corresponde en el calendario litúrgico de la época a la fiesta de la Santa Cruz. El Cardenal destacó tres marcos importantes de la vida nacional: el descubrimiento en 1.500, la independencia en 1.822 y la fundación de la nueva capital. El Presidente Kubistschek en esa fecha resaltó: “Con la primera misa, se planta en Brasilia una semilla espiritual”.
El 2 de febrero de 1.960 llegó a Brasília la caravana de “Integración Nacional”, compuesta de cuatro columnas provenientes de:  Belén  (Estado de Pará, región norte); Porto Alegre (Estado de Rio Grande do Sul, región sur); Rio de Janeiro (Región sudeste) y Cuiabá (Estado de Mato Grosso-región centro-oeste), que por coincidencia formaban una cruz. En la oración navideña dedicada a Brasilia, Guilherme de Almeida,  conocido como el príncipe de los poetas,  escribió: “Ahora y aquí es la Encrucijada Tiempo-Espacio, camino que viene del pasado y  va hacia el futuro. Camino del Norte y del Sur, del Este y del Oeste. Caminos a lo largo del mundo, ahora y aquí todos se cruzan bajo la señal de la Santa Cruz”.
La misma Cruz histórica de la flota del descubrimiento comandada por Cabral, delante de la cual el Frey Henrique de Coimbra celebró, en 1.500, la Primera Misa de Brasil, en Bahia. Esa misma Cruz estuvo en el altar montado en la Plaza de Los Tres Poderes el 21 de abril de 1.960, para la Eucaristía celebrada por el Cardenal Manuel Cerejeira en la inauguración de Brasilia. Ese mismo día, al dirigirse a los  trabajadores que colaboraron en la construcción de Brasilia, llamados de “candangos”, el  Presidente Kubitschek dijo: “La voluntad de Dios hizo posible erguir esta ciudad. Con el pensamiento en la Cruz en la que se realizó el Santo Sacrificio, le pido al Creador que mantenga cada vez más firme la unidad nacional, para que siempre tengamos esta atmosfera de Paz, indispensable para el trabajo fecundo y que conserve en vosotros, trabajadores de Brasilia, el mismo espíritu fuerte con el que  levantastéis  esta gran ciudad”.
Es importante recordar que, en la mañana del 21 de Abril de 1.975, el gobernador del Distrito Federal, ingeniero Elmo Serejo Farias, le donó al Club de los Pioneros de Brasilia, representado por su presidente el Señor Newton Egydio Rosso, la Cruz junto a la cual fue rezada la primera misa en 1957. Este club debía protegerla y conservarla. La solemnidad de donación fue en el mismo local del histórico acontecimiento, siendo testigo de dicho acto el Arzobispo de Brasilia, Don José Newton de Almeida Batista. Esta Cruz se encuentra actualmente en la Catedral de Brasilia.
Muchos abnegados misioneros de la Fé, de diferentes denominaciones religiosas, trabajaron con ahínco en los primordios de Brasília. Entre ellos merece destaque el Padre salesiano Roque Baliati Batista, que nació el 15 de Agosto de 1.918 en Inhaúma, la más antigua comunidad del municipio de Iconha (Espírito Santo). Ejerció el ministerio sacerdotal en las ciudades de Bagé (Rio Grande do Sul), Jaciguá (Espírito Santo); Araxá ( Minas Gerais); Vitória (Espírito Santo) y Goiânia (Goiás).
El Padre Roque asumió desde el comienzo la dirección de la Parroquia de Don Bosco, en el Núcleo Bandeirante, en lo que posteriormente sería territorio de la Arquidiócesis  de Brasilia, creada por Don Fernando  Gomes de Oliveira, Arzobispo de Goiânia, el 16 de julio de 1.957.
El 24 de diciembre del mismo año el Padre Roque celebró la Misa de Navidad en la nueva Iglesia de madera recién construída. También fue fundador de una escuela para los hijos de los trabajadores. Fue prestativo, solidario ante el dolor y dedicado a la promoción social de sus fieles, tornándose así una persona muy  querida por sus valores humanos. Después de treinta y siete años de incansables servicios a la comunidad, falleció el 15 de junio de 1.994. Sus restos mortales yacen en la nueva iglesia construida por él.
Repetidas veces las autoridades religiosas, denominadas “antístites” de Brasilia, Don José Freire Falcão y Don João Braz de Aviz, celebraron misa en el mismo lugar histórico los días 3 de mayo (fiesta de la Santa Cruz) y 12 de septiembre (fecha del nacimiento de Juscelino Kubistcheck). La permanencia de las tradiciones en el mismo lugar, quiera Dios enmarcado por construcciones semejantes a las del 3 de mayo de 1957, de seguro contribuirá  para que sea escuchada nuevamente la oración del fundador de Brasilia en aquel inolvidable acontecimiento: “Que Brasilia se molde conforme los más altos designios de DIOS y que la Providencia haga de la realidad terrestre un reflejo de la Ciudad Divina”.

Padre José Carlos Brandi
Aleixo SCE Eq. 12F
Profesor Jubilado de la Universidad  Nacional de Brasilia

 

 

Un poco de Brasilia, sede de lo XI Encuentro Internacional de ENS

Brasília Museo (http://www.museuvirtualbrasilia.org.br/)

Catedral Metropolitana de Brasilia
Brasilia es la capital de la República Federativa de Brasil, situado en el territorio del Distrito Federal. También conocido como la "capital de la esperanza", título otorgado por el escritor francés André Malraux, fue inaugurado el 21 de abril de 1960, por entonces Presidente Juscelino Kubitschek de Oliveira, siendo la tercera capital de Brasil. Desde esa fecha inició la transferencia de los principales órganos de la administración federal de la nueva capital con el cambio de los asientos de los poderes ejecutivos, legislativas y judiciales Federal. El último censo realizado por IBGE (2007) indicó una población de 2.455.903 habitantes, y que la capital tiene el más alto PIB per cápita de Brasil (R $ 22,430.14) seguido por São Caetano do Sul (ciudad más desarrollada en Brasil) con 0.934 índice de desarrollo humano y (R $ 20,050.81) de PIB per cápita. Está situada en la región centro-occidental. "Piloto", se ha hecho por el urbanista Lúcio Costa, quien también diseñó el lago Paranoá, que almacena los 600 millones de metros cúbicos de agua. Muchas de las construcciones de la capital federal fueron diseñados por el renombrado arquitecto Oscar Niemeyer.

Vista interior de la Catedral


Haga clic en las fotos para agrandar:

La ubicación del Encuentro


Gimnasio Nilson Nelson
El gimnasio Nilson Nelson se encuentra en la ciudad de Brasilia, en una posición muy céntrica, cerca de la Catedral de Brasilia.

Con una capacidad de 12 mil personas, fue inaugurado el 21 de abril de 1973. Recibió el nombre de gimnasio Nilson Nelson en honor de un periodista.

Su estructura y comodidad encantó a los miembros del Comité Organizador del XI Encuentro Internacional de ENS decidiendo sobre su elección para albergar el evento en julio de 2012 en Brasil.

Haga clic en las fotos para agrandar:

Copyright © 2010 - Tous droits réservés
Secrétariat international des Équipes Notre-Dame - 49 rue de la Glacière (7ème étage) 75013 Paris
comunicacao@brasilia2012.com.br